Mostrando entradas con la etiqueta CORPUS CHRISTI. Mostrar todas las entradas
Mostrando entradas con la etiqueta CORPUS CHRISTI. Mostrar todas las entradas

28 may. 2016

CORPUS CHRISTI :“UN PAN PARA EL CORAZÓN, UN PAN PARA TODOS”

“UN PAN PARA EL CORAZÓN,
 UN PAN PARA TODOS”

RECURSO

·       Para hoy proponemos realizar una búsqueda del “MEJOR PAN DEL MUNDO”.

·       Animador: Hola!!!  Estamos realizando un concurso, estamos buscando el “MEJOR PAN DEL MUNDO”. Para ello necesitamos la colaboración de algunos chicos con sus Tablet, teléfonos, notebook, etc. Cada chico buscará una consigna distinta que yo le daré.

·       Participante 1 buscará PAN DE ZANAHORIA.
·       Participante 2 buscará PAN DE NARANJA
·       Participante 3 buscara PAN DE LECHE
·       Participante 4 buscará PAN DE BANANA
·       Participante 5 buscará PAN DE BRÓCOLI


Los chicos buscan en sus Tablet, teléfonos, notebook, etc. y leen:

·                 Participante 1 PAN DE ZANAHORIA: es uno de los mejores panes porque da nutrientes a nuestros ojos y nos ayuda a ver mejor a las personas y a las cosas.

·                 Animador: Es bueno este pan, pero no ayuda a ver el corazón de las personas  y sus alegrías y dolores.

·                 Participante 2 PAN DE NARANJA: es muy saludable porque contiene vitamina C, previene los resfríos, podemos aguantar las bajas temperaturas y los fuertes vientos.

·                 Animador: Es bueno este pan, pero no nos da calorcito cuando nos sentimos solos, fríos y aislados.

·                 Participante 3 PAN DE LECHE: es un pan muy rico en calcio para los huesos, nos ayuda a estar firmes y fuertes.

·                 Animador: Es bueno este pan, pero no nos da paciencia y fortaleza cuando las cosas no salen como uno quisiera.

·                 Participante 4 PAN DE BANANA: es un pan muy rico en potasio, nos hace buenos deportistas, podemos correr, saltar y caminar.

·                 Animador: Es bueno este pan, pero no nos ayuda a ser ágiles y rápidos en solidaridad y servicio.

·                 Participante 5 PAN DE BRÓCOLI: es un pan muy rico en vitaminas y minerales, ayuda a la memoria para que podamos recordar todo.

·                 Animador: Es bueno este pan, pero si bien nos ayuda a guardar en la memoria las cosas buenas y lindas, no nos ayuda a olvidar y cicatrizar los dolores y los sufrimientos.

Animador: son buenos estos panes, pero ando buscando un pan al que le dicen “PAN DEL CIELO”. Escuchamos al Padre… a ver si nos puede ayudar.


Sugerencias para la Predicación:

+ Hoy celebramos la fiesta del Corpus Christi.

+ ¿Qué panes habían buscado? Escuchamos las respuestas…

+ El “PAN DEL CIELO”, no está en ninguna panadería o supermercado. Un pan así, sólo Dios lo puede amasar con sus manos de amor.

+ Ese pan es Jesús. Jesús mismo se hizo pan para ser ese alimento que alimenta nuestro corazón porque él mismo comienza a formar parte de nuestra vida. 

+ Jesús en el evangelio hace que un poco de pan con su bendición alcance para todos. Cuando hay amor el pan alcanza para todos y sobra. Por eso Jesús, que es la muestra más grande del amor de Dios, se hace pan para estar en todos, para llegar a todos, para que el mundo se alimente y se llene con su amor.

+ En cada Misa se vuelve a repetir lo que escuchamos hoy: con un poco de pan y la bendición Jesús se hace el pan del cielo; que es para todos, que alcanza para todos y que nos ayuda a tener un corazón como el suyo.


CORPUS CHRISTI-APORTES PARA LA CELEBRACIÓN

Todos comieron hasta saciarse

Evangelio de nuestro Señor Jesucristo según san Lucas     9, 11b-17

      Jesús habló a la multitud acerca del Reino de Dios y devolvió la salud a los que tenían necesidad de ser curados.
      Al caer la tarde, se acercaron los Doce y le dijeron: «Despide a la multitud, para que vayan a los pueblos y caseríos de los alrededores en busca de albergue y alimento, porque estamos en un lugar desierto.»
      Él les respondió: «Denles de comer ustedes mismos.» Pero ellos dijeron: «No tenemos más que cinco panes y dos pescados, a no ser que vayamos nosotros a comprar alimentos para toda esta gente.»
      Porque eran alrededor de cinco mil hombres.
      Entonces Jesús les dijo a sus discípulos: «Háganlos sentar en grupos de cincuenta.» Y ellos hicieron sentar a todos.
      Jesús tomó los cinco panes y los dos pescados y, levantando los ojos al cielo, pronunció sobre ellos la bendición, los partió y los fue entregando a sus discípulos para que se los sirviera a la multitud. Todos comieron hasta saciarse y con lo que sobró se llenaron doce canastas.

      Palabra del Señor.
¡PAN DE LA MISERICORDIA!

Año de la Misericordia

Este año estará enmarcado en el “Tiempo de Gracia” que nos ha propuesto el Santo Padre Francisco “Año Santo de la Misericordia”. El Papa nos dice: “En este Jubileo dejémonos sorprender por Dios. Él nunca se cansa de destrabar la puerta de su corazón para repetir que nos ama y quiere compartir con nosotros su vida. La Iglesia siente la urgencia de anunciar la misericordia de Dios. Su vida es auténtica y creíble cuando con convicción hace de la misericordia su anuncio.” MV N° 25 


RECURSO

Opción 1: teatralizar “LA MISIÓN de las obras de Misericordia”

Opción 2: explicar el evangelio

Materiales previos:
La sugerencia es dramatizar una “Misión en un hogar de abuelos” con los chicos de catequesis, para vivir la experiencia de la obra de misericordia: visitar a los enfermos.

Necesitamos: actores, naipes, caramelos, una torta, cancioneros, guitarra,  otros instrumentos musicales… etc.


Opción 1: “LA MISIÓN de las obras de Misericordia”

Animador: Hola buen día abuelos!!!!!!! Somos de la parroquia “San Francisco”. Y vinimos a visitarlos y les trajimos…..!

Misionero Joaquín: ¡Cartas para jugar un partido de truco!

Misionera Andrea: ¡Una torta para compartir!

Misionero Julio: ¡Estos cancioneros para cantar unas lindas canciones!

Misionera María: Trajimos estos caramelos, como nos habían pedido. Miren que son blanditos.

Animador: ¿Qué les parece si para empezar hacemos una canción?… (Todos se ponen a cantar, acompañando con algunos instrumentos…)

Mientras están cantando irrumpe un abuelo y dice:

Abuelo: ¿Dónde está? ¿Dónde está? ¿Dónde está?

Animador: ¿Dónde está qué cosa?

Abuelo: ¿Dónde está? ¿Dónde está? ¿Dónde está?

Animador: Abuelo no te entendemos…

Abuelo: ¿Dónde está Jesús, nuestro Señor, nuestro alimento? Siempre que vienen de la parroquia nos traen la Comunión.

Animador y misioneros: Se miran y  se dan cuenta que si bien es bueno visitar a los abuelos, se olvidaron traer lo más importante, a Jesús Eucaristía…

Vamos a llamar al Padre….para que venga y traiga a nuestro Señor Jesús.
Fin


SUGERENCIAS PARA LA PREDICACIÓN

+ Hoy celebramos la fiesta del Corpus Christi.

+ El evangelio nos relataba que un día Jesús estaba enseñando y sanando a muchas personas. Cuando llegó la tarde y se aproximaba la hora de comer, los discípulos se acercaron a Jesús y le dijeron: “Despide a la multitud, para que vayan a los pueblos y caseríos de los alrededores en busca de albergue y alimento”. Jesús les dijo: “Denles de comer ustedes mismos”.

+ La indicación de Jesús dejó sorprendidos a los discípulos: “¿Darles de comer? ¿Cómo podemos alimentarlos? ¿De dónde sacaremos comida para 5000 hombres?

+ Jesús les dijo que trajeran los panes y los peces y que le dijeran a la gente que se sentara. Tomó los cinco panes y los dos pescados y mirando al cielo, los bendijo. Luego partió los panes y se los dio a los discípulos, quienes los repartieron a la gente. Comieron todos hasta saciarse y sobraron 12 canastos.

+ Recordemos lo que teatralizaron… Diálogo con los chicos:
·       ¿Qué ocurrió?
·       ¿Qué llevaron los chicos para compartir?
·       ¿Qué estaban esperando los abuelos, a quién esperaban además de la visita tan linda de los chicos?
·       ¿Por qué creen ustedes que esperaban a Jesús?

+ ¿Por qué Jesús es lo más importante? Jesús es Dios y nos ama con todo su corazón. Tanto nos ama que se quedó sacramentalmente en forma de pan. Nosotros sabemos que cuando lo recibimos y lo adoramos, no es solamente pan lo que vemos sino que es a Jesús mismo.

+ Se quedó en forma de pan porque el Señor nos quiere alimentar, como lo hizo en la multiplicación de los panes, y quiere que nosotros lo llevemos a otros hermanos que están solos, enfermos, tristes.

+ Jesús no quiere estar encerrado, quiere salir, caminar, sanar, consolar, perdonar, acariciar… Jesús es Misionero.

+ Nosotros queremos ser misioneros de la misericordia como Jesús repitiendo sus mismos gestos y palabras. Queremos ser misioneros de la misericordia estando con Jesús en la oración, escuchando y leyendo su palabra, haciendo lo que El nos dice, dando gracias cuando recibimos los alimentos, etc.

+ Queremos ser misioneros de la misericordia en todos lados y en todo momento: desde que nos levantamos, desayunamos, vamos al colegio, jugamos, hacemos las tareas, etc. y no olvidarnos de vivir con Jesús.

+ El Papa Francisco nos dijo “Prefiero un Iglesia accidentada, porque camina y no un Iglesia entumecida por estar encerrada”.


+ Repetimos con los chicos:

5 jun. 2015

FIESTA CUERPO Y SANGRE DE CRISTO


Corpus Christi
Ciclo B


“PAN PARA EL CORAZÓN, PAN PARA TODOS”

APORTES PARA LA CELEBRACIÓN


RECURSO

Necesitamos 2 animadores (uno vestido de panadero) y un par de panes diferentes.

Animador: Saben chicos estoy buscando un pan que sea un “alimento verdadero”, que me haga fuerte, divertido, inteligente, que alimente mi corazón…  voy a ir a la panadería “PANES PARA TODOS”

- Animador: Hola, buen día, estoy buscando un pan especial.

- Panadero: buen día, sí ese pan lo tenemos acá, son los mejores panes del mundo. Tenemos un pan para cada situación:

  • Pan de zanahoria, para ver bien, para ver todo, para ver de lejos, para ver las cosas pequeñas, etc.
  • Pan de espinaca, para tener mucha fuerza en el cuerpo y que nada nos pueda derrumbar.
  • Pan de lentejas, con mucho hierro para ser memoriosos.
  • Pan de naranja, contiene vitamina C y previene los resfríos.
  • Pan de leche, tiene calcio para proteger y fortalecer los huesos.
  • Pan de banana, con mucho potasio para evitar los calambres y correr con agilidad.
  • Pan de perejil, que es bueno para el corazón porque favorece la circulación.

- Animador: Mmmm todos se ven muy sabrosos, me gustan todos los panes, pero yo estoy buscando un pan que me alimente el corazón, para tener más paciencia, paz, que me empuje para ayudar a los demás y ser solidario, un pan que me dé alegría verdadera… ah ya sé, ya sé!!!!!!!!!! Voy a ir a la parroquia y voy a ver al Padre que seguro me va a ayudar…

Fin


SUGERENCIAS PARA LA PREDICACIÓN

+ Hoy celebramos la fiesta de Corpus Christi, el Cuerpo y la Sangre de Jesús.

+ Jesús, en la última cena, tomó pan y vino y les dijo: “Tomen y coman, esto es mi cuerpo”; y entregando la copa dijo: “Esta es mi sangre”.

+ Reconstruimos con los chicos la dinámica.
¿Qué sucedió recién? ¿Qué clases de panes había? ¿Qué pan buscaba nuestro amigo? ¿Lo encontró? ¿Estaba en la panadería?

+ Se necesita un pan que fortalezca el corazón, que nos ayude a amar más.

+ Un pan así, es un pan que viene del cielo, un pan que ninguna panadería puede hacer, ni siquiera la hermana Bernarda con sus mejores recetas. Un pan así, sólo Dios lo puede amasar con sus manos de amor. Ese pan es Jesús. Jesús mismo se hizo pan para ser ese alimento de nuestro corazón porque él mismo comienza a formar parte de nuestra vida.

+ Jesús en el evangelio hace que un poco de pan con su bendición alcance para todos, cuando hay amor el pan alcanza para todos y sobra. Por eso Jesús, que es la muestra más grande del amor de Dios, se hace pan para estar en todos, para llegar a todos, para que el mundo se alimente y se llene con su amor.

+ En cada Misa se vuelve a repetir lo que escuchamos hoy: con un poco de pan y la bendición, Jesús se hace el pan del cielo; que es para todos, que alcanza para todos y que nos ayuda a tener un corazón como el suyo.

1 jun. 2015

Siendo parte de la familia de Dios (2do Domingo después de Pentecostés).

Lazos familiares

Tema: Siendo parte de la familia de Dios (2do Domingo después de Pentecostés).

Objeto: Un retrato grande de la familia.

Escritura: "Luego echó una mirada a los que estaban sentados alrededor de él y añadió: 'Aquí tienen a mi madre y a mis hermanos. Cualquiera que hace la voluntad de Dios es mi hermano, mi hermana y mi madre'" (Marcos 3:34-35 NVI).

¿Has estado en alguna reunión familiar? Sabes que es eso, ¿verdad? Es un tiempo para que todos los miembros de la familia se reúnan: abuelos y abuelas, madres y padres, hermanos y hermanas, tías y tíos y muchos, muchos primos. En la mayoría de las ocasiones habrá muchos juegos y comida, pero la razón principal es el ayudar a los miembros de la familia a mantenerse en contacto los unos con los otros. Muchas veces los miembros de la familia se dispersan y viven en diferentes pueblos y diferentes estados lejos unos de otros. Se mantienen comunicados por medio del correo electrónico o del teléfono, pero la verdad es que nada le gana a una reunión familiar para mantenerse en contacto.

No debemos ignorar la importancia de la familia. En el primer libro de la Biblia, Dios establece la familia. Creó a Adán y Eva, les bendijo y les dijo: "Sean fructíferos y multiplíquense." Dios ha previsto que los miembros de la familia estén para cuidar unos de otros en los momentos de necesidad. La familia está presta a ayudarnos cuando estamos enfermos. Cuando somos pequeños, nuestros padres y abuelos cuidan de nosotros. Mientras ellos envejecen, ocurren cambios, y somos nosotros los que cuidamos de nuestros padres y abuelos. Eso es lo que significa ser familia.

Puedes no percatarte, pero cuando ponemos nuestra fe en Jesús, venimos a formar parte de otra familia. Nos convertimos en parte de la familia de Dios. En nuestra lectura bíblica de hoy, Jesús miró al grupo de personas sentadas alrededor de él y, dirigiéndose a ellos dijo: "'Aquí tienen a mi madre y a mis hermanos. Cualquiera que hace la voluntad de Dios es mi hermano, mi hermana y mi madre." Cuando ponemos nuestra fe en Jesús, nos convertimos en parte de la familia de creyentes - la iglesia. Al igual que los miembros de nuestra familia terrenal tiene también la responsabilidad de amar y cuidar los unos a los otros, los miembros de nuestra iglesia tienen una responsabilidad de amar y cuidar a los demás.

¿Cuáles son algunas de las maneras en que podemos demostrar amor a nuestros hermanos y hermanas en la familia de Dios?

Orando por los que están enfermos.
Alimentando a los están hambrientos.
Proveyéndole ropa a los que necesitan.
Albergando a los desamparados.
Consolando a los que están tristes.
Siendo amigos de los que no tienen ninguno.
La familia es importante - nuestra familia terrenal y nuestra familia espiritual. Nunca demos esto por sentado, ni lo subestimemos.
ACTIVIDADES INTERACTIVAS

RECOGIDO DE FAMILIA: Esto puede ser jugado como AL ESCONDER o como el juego de ¡Te toco, te toco! (donde los niños corren y un niño tiene que tratar de tocarlo en el hombro). De cualquier forma, una persona comenzará el juego encontrando o tocando a otro para ser parte de la familia. Cada vez que encuentre a alguien tienen que tomarse de las manos y seguir buscando a los demás.
CARRERA FAMILIAR DE OBSTÁCULOS: Haga un pista de obstáculos. Los niños tendrán que pasar todos los obstáculos mientras se mantienen agarrados por la mano o por los hombros. Se soltarán cuando terminen el recorrido.
COLLAGE FAMILIAR: Los niños le harán un borde hecho con papel de construcción a un papel tamaño carta. Escribirán el versículo bíblico en la parte superior del papel o en el papel de construcción. Luego harán un collage de una familia con recortes de revistas, o con fotos de su familia.
BÚSQUEDA DE LA FAMILIA: Esconda las letras F-A-M-I-L-I-A alrededor del salón y ¡dígale a los niños que tienen que buscar a la familia! Pegue las letras en orden en el centro de una cartulina y escriban palabras que tengan que ver con la familia de Dios en la cartulina o una palabra por cada una de las letras (F-A-M-I-L-I-A).
FAMILIA DE LAS CARITAS ALEGRES: Provéale a los niños calcomanías engomadas de caritas alegres para pegarlas en un papel de construcción o en tarjetitas y pídales que le dibujen las extremidades. Le pondrán como título LA FAMILIA DE DIOS o pueden escribirle el nombre de cada miembro de su familia sobre o debajo de cada carita alegre.
FAMILIA DE PINCHES DE ROPA: Dele varios pinches de ropa a los niños para que dibujen la cara de una persona utilizando marcadores finos. Pueden utilizar tela para hacer una camisa o un traje y lana para hacer el pelo. Puede también utilizar fieltro para hacer un sombrero o gorro. Deje que los niños usen las "personas" hechas para contar la historia.
FAMILIA DE CARTÓN: Doble un papel de construcción 4 veces y dibuje el contorno de una persona. Recorte la figura pero no recorte en los dobleces donde irían las manos para que cuando abra la figura recortada, las personas estén conectadas como una FAMILIA. Póngalas en la pared del salón.
ÁRBOL FAMILIAR: Los niños pueden dibujar un árbol grande en una cartulina, o en papel de construcción si van a trabajar individualmente. Enséñele a dibujar ramas y hojas para el árbol. Los niños pueden escribir los nombres de las personas que pertenecen a la familia de Dios. Titule el dibujo LA FAMILIA DE DIOS escribiéndolo en el tronco del árbol. Añada flores, gramas, pajaritos, etc. según se desee.

3 jun. 2013

ADORACION DE LOS NIÑOS

"JESUS YO ,TE ADORO , ESPERO Y TE AMO , TE PIDO PERDON POR LOS QUE NO , NO ADORAN , NO ESPERAN Y NO TE AMAN"


29 may. 2013

NIÑOS LOS INVITO A ADORAR A JESÚS EUCARISTÍA ...


Te invito a Adorar a Jesús en la Eucaristía unos minutos todos los días, en tu casa, con tu familia, frente al sagrario, solo o con amigos.

Cada vez que lo hagas, tenes que cubrir un cuadrito de este círculo que representa la Eucaristía. Cuando lo completes inicia otro y así prepararas tu corazón para recibir a Jesús por primera vez o si ya la recibiste, reforzaras tu gran amistad, con tu mejor amigo…Jesús.


Jesús nos dice:” Yo soy el pan de vida. El que venga a mí , no tendrá hambre y el que crea en mí , no tenga nunca sed…” Jn 6, 35.

Te sugiero para tu momento de Adoración las siguientes oraciones, dichas a Jesús por amigos que lo amaron mucho en la Eucaristía.

 ¡Santísima Trinidad! Yo os adoro. ¡Dios mío! ¡Dios mío! Yo os amo en el Santísimo Sacramento!  (pastorcitos de Fátima).

           ¡Bendito y lavado sea el Santísimo Sacramento del altar! Sea por siempre Bendito y Alabado Jesús Sacramentado! ( Madre Sacramento).

¡Jesús, yo te adoro en todos los sagrarios del mundo! Te adoro, especialmente donde eres más abandonado y ofendido! (pastorcitos de Fátima).

 Te ofrezco principalmente la Adoración de tu santa Madre, de san José y de las almas más  enamoradas de la Eucaristía.

  ¡Te adoro Jesús! Contigo no tengo miedo… !

 Te amo Jesús, tu eres el rey!

 Sagrado corazón de Jesús, en vos confió.

Oh Jesús, manso y humilde de corazón, haz mi corazón semejante al tuyo. 

“En los cielos y en la tierra sea por siempre alabado, el corazón amoroso de Jesús Sacramentado”.


Jesucristo, Hijo de Dios vivo, luz del mundo; yo te adoro, para ti vivo y para ti muero”.


“Jesús, Hijo de David, ten misericordia de mi”.


“Jesús, manso y humilde de corazón, haz nuestro corazón semejante al tuyo”.


 “Te adoramos Jesucristo, y te bendecimos, porque con tu cruz redimiste al mundo”.


“Sagrado Corazón de Jesús en Ti confío”.

 “Corazón eucarístico de Jesús, aumentad en nosotros la fe, la esperanza y la caridad”.


 “Sea eternamente alabado y adorado el Santísimo Sacramento”.


En familia:

Jesús nuestra familia te adora y te ama, y te da gracias por habernos dado a tu madre, como nuestra madre. Por sobre todas las cosas te damos gracias porque nos colmas de bienes y nos comunicas tu inagotable Amor. Deseamos vivir solamente para tu gloria. Pedimos a los Santos Ángeles que lleven ésta nuestra oración como ofrenda de amor ante el sagrario. Y Unidos a ellos y  a tu madre y  a los santos elevemos un continuo  canto de Alabanza.

COMUNIÓN ESPIRITUAL: YO QUISIERA, SEÑOR, RECIBIRTE HOY DESDE AQUÍ, CON AQUELLA PUREZA, HUMILDAD Y DEVOCIÓN CON QUE TE RECIBIÓ TU SANTÍSIMA MADRE, CON EL ESPÍRITU Y EL FERVOR DE LOS SANTOS.

GLORIA AL PADRE, AL HIJO, AL ESPÍRITU SANTO. COMO ERA EN UN PRINCIPIO, AHORA Y SIEMPRE, POR LOS SIGLOS DE LOS SIGLOS. AMEN. (3 VECES).

(INSPIRADO EN MENSAJEROS DE LA REINA DE LA PAZ)

¿Qué significa las letras JHS?
Jesús, Hombre, Salvador
     
¿Qué significa las letras JHS?
Este símbolo IHS o JHS es muy famoso y se usa en multitud de lugares.

Su significado es muy sencillo: es la abreviatura del nombre de Jesús.

Hoy es precisamente el Dulce Nombre de Jesús, pues a los 8 días de nacer San José y la Virgen, como judíos piadosos y observantes de la Ley que eran lo llevaron al templo para circuncidarlo y le pusieron el nombre que el arcángel San
Gabriel había dicho a María: A los ocho días circuncidaron al niño y le pusieron por nombre Jesús, el mismo nombre que el ángel había dicho a María antes de que estuviera encinta

J: Jesús
H: Hombre
S: Salvador


Significa Joshua (En español se traduce como Jesús y significa Salvador) por eso "jesus hombre salvador"

En el hebreo no se escribían las vocales, así como el de Dios es YHVH y significa Yahvé (En español se traduce como "Yo soy"

 Ciclo C Domingo del Corpus Christi

1. Palabra de Dios

En la fiesta del Corpus que se celebra en esta jornada se desea resaltar el misterio de la Presencia de Cristo en la Eucaristía. Se celebra el jueves des-pués del domingo de la Stma Trinidad. Pero se traslada a domingo siguiente, en donde el jueves no es festivo. Se aprovecha la jornada para recordar el mensaje de Jesús cuando decía, «Mi carne es verdadera comida, y mi Sangre verdadera bebida; el que come mi Carne, y bebe mi Sangre, en Mí mora, y Yo en él.» (Jn. 6, 56-57). Esta promesa se cumplió cuando en la Ultima Cena insti-tuyó el misterioso y adorable sacramento del pan y del vino.

 

 Lectura. Lucas 9. 11-17

Lucas nos recuerda la multiplicación de los panes y de los pe-ces que hizo el Señor para dar de comer a la multitud que le seguía. Hermoso signo de la Eucaristía que hoy recuerda la Iglesia, indicando que su cuerpo es alimento y es suficiente para satisfacer a todos los que escuchas sus palabras y le siguen.

En aquel tiempo los apóstoles regresaron y le contaron cuanto habían hecho. Y él, tomándolos consigo, se retiró aparte, hacia una ciudad llamada Betsaida. Pero las gentes lo supieron, y le siguieron; y él, acogiéndolas, les hablaba acerca del Reino de Dios, y curaba a los que tenían necesidad de ser curados. Pero el día había comenzado a declinar, y acercándose los Doce, le dijeron: "Despide a la gente para que vayan a los pueblos y aldeas del contorno y bus-quen alojamiento y comida, porque aquí estamos en un lugar deshabitado." El les dijo: "Dadles vosotros de comer." Pero ellos respondieron: "No te-nemos más que cinco panes y dos peces; a no ser que vayamos nosotros a comprar alimentos para toda esta gente." Pues había como 5.000 hombres. El dijo a sus discípulos: "Haced que se acomoden por grupos de unos cincuenta." Lo hicieron así, e hicieron acomodarse a todos. El tomó entonces los cinco panes y los dos peces y levantando los ojos al cielo, pronunció sobre ellos la bendición y los partió. Y los iba dando a los discípulos para que los fueran sir-viendo a la gente. Comieron todos hasta saciarse. Se recogieron los trozos que les habían so-brado: doce canastos.

 

 Comentario sobre las lecturas

 

La fiesta del Cuerpo del Señor se comenzó a celebrar en Lieja en 1246, y se extendió a toda la Iglesia occidental por el Papa Urbano IV en 1264, teniendo como finalidad proclamar la fe en la presencia real de Jesucristo en la Eucarist-ía. El deseo de adorar a Cristo presente dio origen a un culto paralelo al de la celebración sacrificial de la Eucaristía, con la exposición solemne del pan sa-grado y con las procesiones con el Santísimo Sacramento que se extendieron con profusión en muchos lugares cristianos.

Este es el día de la devoción a la presencia de Cristo en la Eucaristía en sí misma, ocasión para creer y adorar, pero también para conocer mejor la rique-za de este misterio a partir de las oraciones y de los textos bíblicos asignados en los tres ciclos de las lecturas.

El recuerdo de Melquisedec y la multiplicación de los panes y de los peces son dos hermosos símbolos de referencia de los que es la Eucaristía, en esta jornada se venera con agradecimiento y admiración.

Se nos recuerda el poder multiplicador que este santísimo Sacramento tiene. Es un sacramento y un sacrificio de la Nueva Alianza. Es el signo de la amistad entre el hombre, el que comulga, y el mundo simbolizado en el pan y el vino. Jesús escoge un signo de alianza y de vida, como hizo Melquisedec cuando daba gracias a Dios por la victoria de Abraham con el vino y el pan

Y es el signo de la amistad universal, pues Jesús dio de comer a todos los que iban a escucharle sin preguntarle si había aceptado su palabra o no habían creí-do sus mensajes. Simplemente les dio a comer del pan que preparó para todos y de los peces que también llegaron a la multitud. Así es el la Eucaristía y por eso es el fundamento de la "alianza nueva y eterna" de Dios con el hombre y del hombre con Dios. Si llegase a faltar el sacramento y el sacrificio del altar, habría que inventar otro signo de comunión. Pero Jesús quiso que quedara claro que era El mismo quien elegía este maravilloso signo de gracia y de amor.

La Iglesia lo ensalza en esta jornada de plegarias y de procesiones. Recuerdo con esas devociones que fomenta que los cristiano tiene que sentirse dichosos y alegres por la salvación que Cristo les ha traído. Por eso consideramos la Eucaristía como la renovación de la Ultima Cena y la reviviscencia del sacrificio de la Cruz

En este sentido la Eucaristía se convierte en fuente de alimentación de todos los que siguen a Jesús. Con su sacrificio todos los que siguen a Jesús se puede alimentar. Es lo que significa la participación sacrificial que llamamos común unión o comunión. El sacerdote hace, como mediador de Cristo, el acto reparti-dor del alimento que se ha ofrecido a Dios. Se cumple con su acto de repartir las palabras de Jesús: tomad y comed todos. Esto es mi cuerpo.

En la ofrenda previa y en la consagración, que son los actos litúrgicos que todas las liturgias cuidan con esmero y ensalzan con sentido de misterio, se repite la invitación a comer para que haya vida y todos tengan la comunión con el que está en ese alimento. Por eso el acto sacrificial de la Eucaristía tiene un valor y un significado espiritual en cuanto misterio; pero también tiene una di-mensión social de fraternidad, de solidaridad, en cuanto gesto de cercanía y de amistad. El pan y el vino se convierten en la eucaristía en símbolo de todo lo que lleva la asamblea eucarística, por sí misma, en ofrenda a Dios y que ofrece en espíritu a Dios: el amor a los hermanos, el recuerdo de la salvación, la renova-ción del misterio de la presencia de Jesús.

Todos los que participan con fe en la Eucaristía saben que asisten a un es-pectáculo misterioso que está más allá de los que entra por los sentidos.

Las luces y las flores, los cantos y los gestos, las palabras de la plegaria están recordando que más allá de los que entra por los ojos hay un misterio salvador, eterno y cautivador que acontece en el altar.,

La recepción de Jesucristo sacramentado bajo las especies de pan y vino en la sagrada Comunión y en el contexto de una celebración recordatoria de la Ultima Cena es lo esencial en el sacrificio. Pero la conservación del pan consa-grado para los enfermos, los prisioneros o los caminantes se inició en los prime-ros tiempos cristianos y luego se transformó en un culto intenso a ese santo sacramento de permanencia.

La comunión o participación del pan de la celebración significa y verifica el alimento espiritual del alma. Y así, en cuanto que en ella se da la gracia invisible bajo especies visibles, hace de sacramento o singo sensible de la gracia que Dios otorga por su medio. Jesús al instituir la Eucaristía dio a sus seguidores un paz de ángeles, un signo de ayuda y de presencia, un motivo de fe, un regalo singular y maravilloso. A través de é nos transmite su gracia, su presencia viva, su amor y su motivo de fraternidad entre los que le siguen y le declaran como Señor

Al referirnos a la Eucaristía como Comunión, estamos proclamando nuestra unión entre todos los cristianos y nuestra adhesión a la Iglesia con Jesús. Por ello, la Eucaristía es un sacramento de unidad de la Iglesia, y su celebración sólo es posible donde hay una comunidad de creyentes.

La misma noche que Jesús instituyó la Eucaristía, instituyó el mandamiento del amor. Por lo tanto, la Eucaristía y el amor a los demás tienen que ir siempre juntos. Jesús instituye la Eucaristía como prueba de su inmenso amor por noso-tros y pide a los que vamos a participar en ella, que nos amemos como El nos amó. Y, en este sentido, la Eucaristía tiene que estar necesariamente atendido por el Sacramento de la Reconciliación pues el recibir el "alimento de vida eter-na" exige una reconciliación constante con los hermanos y con Dios Padre.

La festividad del “Cuerpo de Cristo” es la jornada que, nacida de la piedad popular a este misterio, cobró cierta importancia en la Iglesia y en los ambientes católicos, como reacción contra la negación de la presencia divina en el pan por parte de los reformadores del siglos XVI. La Iglesia anuncia con alegría esa cer-canía divina e invita a dar gracia a Dios por tan singular regalo .

 

3. Esquema sintético de una catequesis

Experiencia: cantico Eucaristico

* Canta lengua, el misterio del cuerpo glorioso y de la sangre preciosa que el Rey de las naciones, fruto de un vientre generoso, derramó como rescate del mundo.

* Nos fue dado, nos nació de una Virgen sin mancilla; y después de pasar su vida en el mundo, una vez esparcida la semilla de su palabra, terminó el tiempo de su destierro dando una admirable disposición.

* En la noche de la última cena, recostado a la mesa con los hermanos, des-pués de observar plenamente la ley sobre la comida legal, se da con sus pro-pias manos como alimento para los Doce.

* El Verbo hecho carne convierte con su palabra el pan verdadero con su carne, y el vino puro se convierte en la sangre de Cristo. Y aunque fallan los sentidos, basta la sola fe para confirmar al corazón recto en esa verdad.

* Veneremos, pues, inclinados tan gran Sacramento; y la antigua figura ce-da el puesto al nuevo rito; la fe supla la incapacidad de los sentidos

* Al Engendrado del Padre y al engendrador, sea dada la alabanza y el júbi-lo, el honor, las gracias y el honor, Sean dada la bendición también al que Procede de ambos. Amen

Participación

Se puede luego diseñar una celebración de una misa de acción de gracias, al terminar de explicar y de concursar con la procesión preparada. También por grupos los catequizandos o los escolares preparan los diversos pasos de la Eucaristía: a) Ambientación, b) Lecturas, c) Ofertorio con sus gestos y peticio-nes, d) motivación del Padre nuestro y la paz, e) Comunión y f) Despedida. Seis grupos o seis responsabilidades.

Interiorización

El ideal sería tener una Eucaristía de grupo de clase siguiendo el itinerario preparado y dando el mayor protagonismo a los mismos que lo han prepara-do.

4. Ejercicios que se pueden hacer

 

Para pequeños.

Trazar un plano para realizar una procesión eucarística, disponiendo una parada en sitios estratégicos, en casa de un enfermo, en la escuela, en la pa-rroquia donde alguno ha hecho la primera comunión, etc… El itinerario supone que cada uno explica por que Jesús en la Eucaristía se para y que se le puede decir, pedir, escuchar en silencio o rezar en el corazón

 

Con niños medianos

Preparar y explicar un vocabulario eucarístico: cáliz, patena, altar, custodia, sagrario, cirio, especies, pan, vino, fracción del pan, misa, consagración, ben-dición, celebración, sacerdote, etc. (Algunos habrá que dejarlos para los teólo-gos, transubstanciación, epiclesis, anamnesis, transfinalización, etc) Los términos pueden estar mejor adaptados a la edad. Pero conviene que sean cla-ros y se les enseñe de cara a que un día los entienden, si en el presente no se comprenden del todo. Buen medio es que lean un texto escrito, el catecismo o el libro de clase, y que ellos seleccionen. El catequista o el profesor pueden tener preparados los suyos. Con unos doce o quince, puede resultar suficiente para niños medianos. Lo importante no es el vocabulario, sino el significado. Se puede aprovechar para explicar término y conceptos y sobre todo para invi-tar a desarrollar la fe en lo que hay detrás de todo ello.

Al final se puede hacer un esquema, un mapa conceptual o un gráfico en donde se coloquen todos estos términos.

El ideal es alguna Eucaristía de cuando en cuando, sobre todo desde que los niños han hecho la primera comunión. Es decisivo el renovar las actitudes de los primeros comulgantes y convertirlas en un hábito normalizado, domini-cal sobre todo.

Cada Eucaristía se presta a una catequesis hermosa sobre un aspecto del inagotable misterio de la presencia de Cristo y del Memorial de la Utima Cena renovada cuantas veces hacemos lo que el mismo Jesús mando repetir .

 

Para mayores y preadolescentes

Hacer un debate sobre lo que la gente piensa de la Eucaristía, de la misa, de la presencia de Cristo en las especies de pan y vino, de la misa dominical, de las procesiones… Cada uno puede preparar cinco o seis cuestiones y se lanza a recoger opiniones de diez o doce personas. Se ponen las respuestas en común y el educador aprovecha para ir clarificando conceptos. Expone la enseñanza de la iglesia. Y aconseja a los catequizandos que hay que ser respetuoso con las opiniones de los demás, aunque cada uno debe saber lo que enseña la Iglesia

Vocabulario básico. Corpus Christi, Eucaristía, Transubstanciación